Liberan patentes para impulsar uso de R-32

La compañía Daikin anunció la liberación de más de 93 patentes tecnológicas para impulsar la transformación del sector HVACR mundial. Uno de los objetivos es que se aproveche el HFC 32, que ofrece ventajas de cuidado ambiental frente a sus similares actuales

Eréndira Reyes

Una patente es un derecho exclusivo concedido a una invención. Se trata de un producto o procedimiento que aporta, en general, una nueva solución técnica a un problema. Este aporte debe satisfacer determinados requisitos, como tener uso práctico y presentar un elemento de novedad; es decir, que no se conozca en el cuerpo de conocimiento existente en su ámbito técnico, por lo que es necesario que la invención cuente con un paso inventivo que no podría ser deducido por una persona con un conocimiento medio de dicho ámbito. Finalmente, su materia debe aceptarse como “patentable” de conformidad a derecho.

En numerosos países, las teorías científicas, los métodos matemáticos, las obtenciones vegetales o animales, los descubrimientos de sustancias naturales y los métodos comerciales o para el tratamiento médico no suelen ser patentables.

El titular de una patente tiene el derecho de decidir quién puede o no utilizar la invención patentada durante el periodo en el que ésta se encuentra protegida. Puede dar su permiso o licencia a terceros para utilizar la invención según los términos establecidos de común acuerdo; asimismo, puede vender el derecho a la invención a un tercero, que se convertirá en el nuevo titular.

Cuando la patente expira, lo hace también la protección, por lo que pasa al dominio público. Esto significa que el titular deja de detentar derechos exclusivos sobre la invención, que bajo tales circunstancias ya se encuentra disponible para la explotación comercial. Cabe destacar que la protección de una patente significa que la invención no puede ser confeccionada, utilizada, distribuida o vendida comercialmente sin el consentimiento del titular.

Según la European Patent Office, el cumplimiento de los derechos de patente suele hacerse respetar en los tribunales, los cuales, en la mayoría de los sistemas y países, tienen la potestad de sancionar con infracciones los incumplimientos.

A0MH0078063Exclusividad en refrigerantes, ¿el camino correcto?
En septiembre de 2015, la empresa japonesa Daikin informó sobre su decisión de liberar 93 patentes, incluida la fórmula del refrigerante R- 32, así como el acceso a la información que tiene dicha empresa; “de esta manera, cualquier fabricante puede tener acceso a los datos que ha concentrado Daikin, con el objetivo de conocer el refrigerante de la siguiente generación”, indicó el ingeniero Christian Romeroll, director General de Daikin México.

Es importante mencionar que los fabricantes se han centrado en encontrar soluciones para utilizar refrigerantes que tengan un menor efecto invernadero y así cumplir con las nuevas legislaciones, cuya tendencia es el uso de refrigerantes con bajo Potencial de Calentamiento Atmosférico (PCA), el cual indica que, idealmente, sobre todo en la Unión Europea (UE) y en algunos países del continente asiático se deben usar refrigerantes con menos 750, mientras que en América no es algo nuevo.

Desde hace algún tiempo, fabricantes de equipos domésticos, como Daikin, Panasonic, Fujitsu, Hitachi y Toshiba han implementado el HFC R-32, ya que es una de sus estrategias para sustituir el gas refrigerante R-410A.

Además de los compromisos internacionales, tal es el caso de los protocolos de Kioto y Montreal, en mayo de 2014 la UE aprobó la normativa F-Gas, en la que se prohíbe el uso de gases refrigerantes y se les otorga un impuesto extra, a fin de promover la transición en el uso de otras alternativas en equipos de aire acondicionado y refrigeración. Esta regulación hizo que muchas empresas tuvieran que migrar a otras soluciones.

Al respecto, el ingeniero Romeroll explica que “Daikin, desde su fundación, y durante las siguientes décadas, hizo un exhaustivo trabajo de investigación y desarrollo de producto, especialmente, en el Oriente. Posteriormente, estas innovaciones llegaron a Europa, América del Norte y por último a América Latina, donde han buscado posicionarse. Por lo tanto, es común hablar del HFC 32”.

Las cifras sobre las ventas de este tipo de refrigerante respaldan lo que indica el directivo, ya que en Japón y Europa las ventas de HFC 32 se estiman por arriba de los 5 millones de unidades, en 40 países, arrojando que el refrigerante no es nuevo, simplemente en las naciones de Latinoamérica la solución apenas se encuentra en proceso de difusión.

Las características del HFC 32 lo definen como un compuesto con un menor efecto sobre el medioambiente, ya que tiene un Potencial de Agotamiento de la Capa de Ozono (ODP) y un PCA de 550, por lo que el comportamiento, desde el punto de vista medioambiental, es mejor que el del gas R-410A, que registra un PCA de 1975.

Sobre el tema, el ingeniero Christian Romeroll explica que “el R-32 es un refrigerante puro que puede ayudar a que se conozcan otras alternativas a nivel mundial, debido a que el objetivo de las patentes es esto, que un producto ayude a los procesos de producción que existen en la actualidad. En Japón, Daikin, además de fabricar equipo, fabrica refrigerante; incluso, existe una marca de refrigerantes que se distribuye”, afirma el director General de la compañía en México.

Por sus características, al R-32 se le considera el gas más adecuado para iniciar con la fabricación de equipos de aire acondicionado más respetuosos con el medioambiente; a la par, se apunta para formar la próxima generación de gases refrigerantes en la comercialización de equipos tipo split.

Aunque el anuncio fue a nivel mundial, en el caso de México, ¿cómo afectará esta decisión en un futuro cercano? En esencia, es un hecho que todos los fabricantes se han comprometido con el cuidado al medioambiente, por lo que el tema de eficiencia en los refrigerantes no es un hecho aislado; sin embargo, en palabras del director General de Daikin México, “la transición en el uso de refrigerantes como el R-410A aún no se ha logrado en su totalidad, por lo que una nueva evolución de la industria HVACR hacia el R-32 se podrá dar, pero de manera paulatina, asimilando los beneficios y cambiando los paradigmas y mitos que existen alrededor de este tipo de alternativas.

Ahora bien, las regulaciones y normativas que actualmente existen en el país aún no contemplan leyes o restricciones como las que existen en la UE; a pesar de ello, México está inscrito a distintos acuerdos, por lo que la transición no sólo es necesaria debido al aspecto medioambiental, sino que tendrán que tomarse las medidas necesarias en lo que concierne a lo legal, con el propósito de que se cumplan los protocolos.

Ante tal panorama, el experto opina que “estamos un poco rezagados en el tema, pero la industria es participativa y es posible ver su disposición, porque se puede decir que lo mismo sucedió con el R- 410A: al inicio no era popular y ahora es ya un referente en la industria. Debo apuntar que éste es una mezcla de 50 por ciento de R-32 y 50 por ciento de R-125, por lo que la mudanza de un producto será más sencilla”.

Sin embargo, el cambio no es propio de los fabricantes, pues lo que se debe hacer es buscar que toda la línea de producción participe y entienda la importancia de cuidar el medioambiente, ubique las alternativas que tienen a la mano y se conforme una homologación en la regulación.

Las líneas de acción por tomar, según el directivo, son, en primer lugar, fomentar la educación y el conocimiento sobre los beneficios que van a traer este tipo de alternativas, porque “cuando migramos al R-410A frente al R-22, se hablaba mucho de la capa de ozono y se tenía un discurso en el que el R-410 quedaba como el refrigerante con cero ODP; entonces, la gente empezó a hablar de este tema, aunque no del calentamiento global. Si bien es cierto que el R-410A continúa siendo un refrigerante ´ecológico´ que no daña la capa de ozono, sí tiene un PCG de 1975, mientras que el R-32 mantiene la virtud de no generar daños a la capa de ozono, así como un potencial de calentamiento atmosférico bajo; entonces, si se conocen estas ventajas, las opciones existentes empiezan a ser más atractivas para las necesidades de los técnicos y especialistas”.

Otro de los asuntos que preocupa y que debe considerarse es el costo de estos productos y el retorno de inversión. Dar a conocer estos datos y dar un mejor precio ha hecho que la transición sea más sencilla. En cuanto a los fabricantes de refrigerantes, expresa que han incrementado el precio de una boya de R-22, que, en comparación con el R-410, lo hacen menos asequible, provocando que el R-410 sea más accesible, característica que repercute en que su introducción sea más rápida”.

Aunado a lo anterior, está la cuestión de la seguridad. Estudios indican que el R-32 es un gas inflamable, de clase 2L, lo que indica que se debe manejar con cuidado; pero no es inestable, por lo que sólo se necesita tener un buen manejo en su operación y mantenimiento, sin representar mayores riesgos.

Es importante decir que hace cinco o seis años no era común que un usuario final, sobre todo para equipo residencial, que es el espectro al que llegará este tipo de refrigerante, se preocupara sobre la eficiencia energética, lo cual en la actualidad ha cobrado mucho peso y que con este tipo de alternativas se puede conseguir reducir el consumo energético.

Los involucrados llevarán a cabo un trabajo que apenas iniciará, debido a que muchos fabricantes ya trabajan con importadores de equipos, empresas distribuidoras, entidades de gobierno y medios de difusión para que se conozca este tipo de productos; incluso, antes de que se emitan normas y regulaciones.

“Prever es un trabajo que tenemos que hacer fabricantes y autoridades; con la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía, con academia y con medios de difusión, de tal forma, se desarrollarán tecnologías sustentables que conlleven a un mejor futuro. Finalmente, tenemos que estar en contacto con las instancias gubernamentales regulatorias, para intercambio de ideas, proyectos y debates que impacten y hagan más competitiva a la industria”, finaliza el directivo.

Ante ello, los profesionales del sector deberán empezar a trabajar en un nuevo sistema de aire acondicionado basado en refrigerantes como el R-32, porque es probablemente que en un futuro éste se convierta en el refrigerante líder en el mercado respecto de la renovación del mercado de equipos domésticos.