Negocios Tendencias

Danstek y la eficiencia en losas prefabricadas

Con sólo una obra, la construcción del Museo Internacional del Barroco en Puebla, Danstek demostró la eficiencia de sus losas prefabricadas, hechas con materiales reciclados que mejoran la temperatura ambiente, participó en unas de las edificaciones del aclamado arquitecto japonés Toyo Ito y colaboró con la casa productora Lumática para realizar un documental sobre cómo se construyó este inmueble, concluido en menos de la mitad del tiempo promedio para un proyecto similar

Hugo León Morales, con información de Glenda López

Danstek es una empresa especialista en la prefabricación de elementos estructurales-arquitectónicos para la industria de la construcción que utiliza tecnología danesa y ofrece un sistema integral de ingeniería especializada en columnas, losas y fachadas prefabricadas.

Por cada metro cuadrado de losa se reciclan toneladas de basura en un edificio; asimismo, este tipo de tecnología ayuda a reducir el gasto energético de aires acondicionados, ya que también sirve como aislante térmico.

Sergio Álvarez Coghlan, Director de Danstek, explicó que se trata de un sistema de tecnología danesa basado en la Patente Internacional BDM, que ofrece alta resistencia, maximiza la eficiencia y ayuda a disminuir el uso de concreto. También logra una mayor libertad de diseño y reducción de costos, además de optimizar procesos y ser de fácil instalación.

Gracias a ello, la empresa fue contemplada para participar en el proyecto de la edificación del Museo Internacional del Barroco en Puebla.

“Las pláticas para edificar el museo se dieron un año y medio antes de iniciar la obra; quien nos buscó no fue el gobierno, sino el despacho de arquitectura de Toyo Ito. Inicialmente nos buscaron para solucionar las losas que iba a tener el museo. Ellos estaban interesados en un sistema que pudiera librar un claro de hasta 25 metros, algo poco común en una construcción, y que cargara 10 veces lo que puede soportar un estacionamiento”, comentó Álvarez.

El museo, añadió el especialista, requería esa gran cantidad de carga para poder albergar cualquier tipo de obras de arte: “Cuando vimos el proyecto quisimos aportar algo adicional más allá de las losas y nos dimos a la tarea, sin que nos lo preguntaran, de ver cómo se podría prefabricar y contribuir con características adicionales para la construcción de los muros blancos. Los arquitectos, inicialmente, contemplaron hacer esos muros con un sistema constructivo, que consiste en poner una cimbra en el lugar e ir colando en el sitio. Es muy común, pero tiene desventajas de tiempo, calidad y, eventualmente, el precio también sube.

Ahí nuestra labor fue ver cómo hacer algo que no se había hecho antes en México, pero de forma factible para brindar un valor agregado a la construcción. Fue entonces que ideamos estos muros blancos, a los que llamamos ‘sándwich’ debido a que tienen concreto blanco en ambas caras y vacíos por dentro para que una vez instalados puedan rellenarse en su lugar con concreto gris. Esto reduce el consumo de concreto blanco hasta en un 60 y 70 por ciento, lo que disminuye costos.

Armamos nuestro propuesta y después hicimos una presentación. A los arquitectos les gustó, pero como no se había hecho algo así en México nos pidieron hacer una muestra a escala uno a uno, y cuando hicimos la prueba se dieron cuenta de que teníamos la capacidad y calidad que ellos buscaban”, contó Álvarez.

Conscientes del reto que venía para la empresa, los ejecutivos de Danstek pensaron en producir un sólo video promocional con fines de proyección publicitaria. Una vez iniciada la obra, decidieron llamar a la casa productora Lumática, pues contaban con “muy buen material para realizar un documental en forma y darle ese matiz humano del trabajador y el valor que tiene el ser humano para el trabajo”, comentó Álvarez. Y cuando Lumática les presentó el proyecto terminado, agrega, “casi se nos salió una lágrima porque el trabajo que estaban haciendo era muy bueno”.

“En cierta forma cuando tú vez el documental Sin manual te puedes dar cuenta de que cuando nos comprometemos con el trabajo y nos dedicamos a sacar adelante los retos que tiene uno enfrente siempre salimos airosos. No es una historia en donde todo es color de rosa, pues en el proceso de la obra nos equivocamos y se tuvieron que corregir ciertas cosas, pero al final lo importante es que llegas a cumplir tu objetivo, tanto en fechas como en calidad. Desde mi punto de vista esa es la parte más importante, y donde la gente puede ver que en Danstek tienen un aliado, pues somos una empresa que dejará cuerpo y alma para lograr los objetivos que se plantea junto a sus clientes”, destacó el directivo.

Actualmente, informó Álvarez, la empresa busca difundir el documental en universidades del país: “Es algo que va más allá de una marca; es decir, deja en claro cómo el empeño y el esfuerzo del mexicano puede hacer cosas grandiosas a nivel internacional, además de que habla de la búsqueda de innovar y siempre tratar de mejorar los procedimientos”. Dicha producción audiovisual, argumenta, tiene “un valor como para que las universidades puedan aprovechar esta experiencia y pasársela a sus estudiantes”.

Gracias a la experiencia y reconocimiento adquiridos por la construcción del Museo Internacional del Barroco en Puebla, Álvarez destacó que actualmente tienen varios proyectos que podrían ser de la misma magnitud e importancia: “No podemos dar nombres porque respetamos la confidencialidad de nuestros clientes, pero gracias a este proyecto se nos han abierto las puertas de despachos de arquitectura que están buscando nuestra solución”.

Mencionó que las constructoras ven el sistema de losas prefabricadas como “una solución viable”, y que están desarrollando algunos edificios de vivienda y otro museo en Mérida, donde también se utilizará dicho sistema debido a sus “ventajas estructurales, acústicas y de reducción térmica”, finalizó Álvarez.

Comentarios

Deja un comentario

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top