Consolidación de lubricantes

La consolidación de los lubricantes empleados por una empresa es de vital importancia, ya que esto  lleva a la reducción de costos de mantenimiento, prolongando la vida de los equipos de refrigeración.

Acemire de México.

Dentro de un sistema de refrigeración, la correcta lubricación es vital para obtener el mejor rendimiento. Para lograrlo, es necesario tomar en cuenta distintos pasos que optimizan el desempeño tanto de los equipos como de sus componentes:

1. Proceso de Identificación: Tiene que desarrollarse una relación o lista de los diferentes lubricantes que actualmente se usan en los equipos de refrigeración, aire acondicionado y demás maquinaria involucrada en los diversos procesos. Es recomendable clasificar en categorías genéricas.

2. Consolidación de la Marca: Utilizando hojas de seguridad y fichas técnicas de los productos, se debe llevar a cabo una comparación exhaustiva.

3. Consolidación Técnica: Se deben revisar los requerimientos técnicos de cada uno de los equipos, las aplicaciones y ambiente de operación, para considerar y asegurar la existencia del lubricante en almacén, ya que este siempre debe contar con stock para cubrir las necesidades y algunos imprevistos.

El lubricante recomendado para un compresor no debe contener más de 25 ppm (0,0025%) de agua y 0% de acidez.

4. Definición por especificación: Elaborar especificaciones técnicas para cada tipo de lubricante empleado en los sistemas de refrigeración, así como en las demás áreas donde se requiere de los productos. Identificar las propiedades físicas y químicas como viscosidad, color, temperatura de ignición, temperatura de inflamación, de floculación, rigidez dieléctrica,  y desempeño requeridos.

VENTAJAS

  • 10 mil horas de lubricación.
  • No forma depósitos de carbón ni lodos.
  • Baja volatilidad.
  • Extiende los tiempos de cambios de lubricante.
  • Excelente lubricación.
  • Muy buena estabilidad al trabajo mecánico.
  • De viscosidad estable.
  • Mantiene su estabilidad a altas temperaturas.
  • Muy baja temperatura de congelación.
  • Mayor protección contra el desgaste.

 

Rotulación de los lubricantes en almacenamiento y aplicación

  1. Fecha en la que el envase fue puesto en servicio (abierto).
  2. Fecha de compra y entrega por parte del fabricante.
  3. Fecha de elaboración del producto, está contenida en una etiqueta o pedir el certificado de calidad del fabricante.
  4. Nombre del producto.
  5. Código de inventario (Número de parte interna asignado por el usuario).
  6. Aplicación del producto. (Ver Tabla 1)
  7. Lugar de almacenamiento.
  8. Niveles máximos y mínimos de inventario.
  9. Etiqueta de color y forma de identificación, con la aplicación de la máquina a la que está destinado el producto.
Tabla 1: Algunas aplicaciones del producto
No. ASHRAE Tipo Nombre Comercial Reemplaza Aplicación
R-22 HCFC R-22 Baja y media temperatura en refrigeración y aire acondicionado.
R-123 HCFC R-123 R-11 Chillers centrífugos.
R-134a HFC R-134a R-12 Retrofits y equipos nuevos de media y alta temperatura en refrigeración comercial, chillers y aplicaciones de aire acondicionado automotriz.
R-401A HCFC MP-39 R-12 Retrofit de media y baja temperatura, refrigeración comercial DX.
R-401B HCFC MP-66 R-12 Retrofit de media y baja temperatura, refrigeración comercial y de transporte DX.
R-403B HCFC R69L Retrofit – media y baja temperatura de refrigeración comercial.
R-410A HFC AZ-20; Puron R-22 Equipo nuevo.
R-423A HCFCI SCEON 39TC R-12 Media y alta temperatura en chillers y centrífugas.

 

Uso de contenedores para lubricantes

Existen ciertas recomendaciones que se deben seguir y considerar al trabajar con equipos de refrigeración y utilizar lubricantes.

  • Sólo deben emplearse contenedores con tapa y que no permitan el paso del aire, ya que esto contaminaría al lubricante, incrementando la humedad y generando graves problemas en los sistemas de refrigeración y aire acondicionado (buenos sellos o empaques).
  • No utilice recipientes “galvanizados” (contienen zinc y reacciona con los aditivos) cuando los aditivos clorados son muy ácidos reaccionan con el zinc, provocando serios daños.
  • Designe los contenedores (tambos y recipientes para traslado o almacén) para uso exclusivo a un sólo tipo de lubricante y póngales una etiqueta para identificarlos. Ésta debe ser fácil de reconocer y debe coincidir con las etiquetas que se encuentran en la maquinaria.
  • Color especial y forma de la etiqueta ayudan a establecer esta referencia y evitar confusiones.
  • Siempre mantenga sellado perfectamente los recipientes cuando no estén en uso.
  • No use recipientes de relleno para almacenar lubricantes cerca de las máquinas, póngalos en lockers o gabinetes especiales.
  • Considere la posible utilización de contenedores o envases limpios no re-usables (desechables).
  • Inspeccione rutinariamente los contenedores para localizar suciedad o partículas.
  • Seque el contenedor perfectamente con un trapo que no suelte hilo o pelusa, después de la limpieza.
  • Utilice contenedores con boquillas integradas para evitar tener que utilizar embudos.
  • Límpielos después de usarlos y guárdelos en bolsas de plástico que puedan ser selladas (tipo Zip-lock) para mantenerlos limpios.Análisis efectivo del lubricante Para garantizar que el equipo, sus componentes y lubricantes están funcionando de la mejor manera, se debe revisar constantemente que el equipo trabaje en condiciones de funcionamiento normal (cargas, presiones, temperatura, entre otras). También, se debe muestrear antes de los filtros y después de los elementos significativos, tales como: bombas y rodamientos. Establecer y seguir unos procedimientos básicos para la toma de muestras, de manera que ésta siempre sea tomada de la misma forma, y poder seguir así la evolución del lubricante.Otra importante recomendación es realizar un flushing de todas las válvulas y puertos de muestreo antes de tomar la muestra, así como del material que se emplee en dicho procedimiento, incluso los propios botes de muestreo en el caso de que existan dudas acerca de su nivel de limpieza.
    Tabla 2: Vida de los lubricantes
    Lubricante Horas
    Mineral (MO) 3500
    Mineral Hidrotratado (MO/HID) 10000
    Sintéticos (AB) 10000
    Polioléster (POE) 11000
    Polialquilenglicol (PAG) 12000
    Polialfaolefinas (PAO) 13000
    Polyvinylether 12000

    Es fundamental establecer frecuencias de muestreo correctas y asegurarnos de que dichas frecuencias son útiles para detectar a tiempo posibles fallas. En la Tabla 2 se muestran las horas de vida del aceite muestreado. Analice o envíe la muestra a un laboratorio especializado lo antes posible.

    Estos son tan sólo unos pasos básicos para realizar la toma de muestras, también habrá que recoger una serie de datos del equipo y lubricante de la máquina (identificación, fecha, condiciones), los cuales harán más fácil la interpretación de los análisis en el laboratorio. Habrá que tener mucho cuidado con la contaminación que pueda entrar en el sistema o en el bote de muestra durante el proceso.

    Auditoría de la lubricación

    El especialista deberá efectuar la auditoria en algunas áreas, las cuales tienen gran importancia:

    1. Recepción y almacenamiento de lubricante, llevar un control.
    2. Despacho y manejo del lubricante, emplear procedimientos adecuados.
    3. Administración de tanques, llevar registros de consumo de cada lubricante.
    4. Métodos de lubricación y relubricación, asegurar la confiabilidad de los dos.
    5. Procedimientos de muestreo, tomar en cuenta el método de toma de muestras para asegurar buenos resultados al realizar el análisis el laboratorio correspondiente.
    6. Sellos y control de fugas, revisar con frecuencia tuercas flarre, sellos y uniones soldadas que no presenten pequeños residuos de lubricante, en caso de ser así tendrá una fuga la cual deberá ser reportada y reparada de inmediato.
    7. Entrenamiento necesario para el personal, cada que sea posible capacitar al personal, para que asuma el compromiso con responsabilidad.

    Seguridad en áreas de almacenamiento para los lubricantes

    1. Distribuya estratégicamente extinguidores de fuego en toda planta, sobre todo en las áreas de producción y almacén de lubricantes e inspecciónelos de manera regular.
    2. Limpie y seque cualquier mancha de lubricante inmediatamente, ya que dejarla puede ocasionar un accidente al personal o se puede convertir en una fuente de ignición.
    3. Utilice sistemas especiales para contener derrames en las instalaciones, tales contenedores rellenos de aserrín, tapetes absorbentes, arena, etc.
    4. Los trapos, papeles y toallas impregnadas de lubricante deberán ser almacenados en contenedores especiales aprobados para ello, inmediatamente después de ser usados (no los deje tirados hasta el fin de la jornada ya que son una fuente de accidentes).
    5. Los trapos, papeles y toallas impregnadas de lubricante deberán ser vaciados al fin del turno y llevados a su lugar de almacenamiento especial y temporal de residuos peligrosos.
    6. Se requiere buena ventilación en el almacén de lubricantes para eliminar los vapores de solventes y otros productos volátiles.
    7. Los solventes deberán estar asentados en una superficie “aterrizada” para prevenir flamas de la electricidad estática.

    ACEMIRE es la marca en México de lubricantes tradicionales, con más de 45 años de trayectoria. Es una empresa preocupada por el medio ambiente, por ello que participa activamente en procesos de mejora y capacitación a su personal, innovando con nuevos productos ecológicos, amigables con el medio ambiente.

    Para mayor información de la marca, consulte: www.acemire.com.mx

    ——————————————————————————————————————-

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba