Sectores de la industria Ventilación

Funciones de la Ventilación

La ventilación permite neutralizar y eliminar calor, polvo, humo, gases, olores, y otros contaminantes de lugares donde se encuentre el ser humano que puedan resultar nocivos para su salud.

La ventilación permite neutralizar y eliminar calor, polvo, humo, gases, olores, y otros contaminantes de lugares donde se encuentre el ser humano que puedan resultar nocivos para su salud.

Soler & Palau

Para las personas principalmente, la ventilación resuelve funciones vitales como la suministro de oxígeno para su respiración y el control del calor, a la vez que proporciona confort. A las máquinas, instalaciones y procesos industriales le permite controlar el calor, toxicidad o potencial explosividad de su ambiente. Es así que podemos identificar diversos tipos de ventilación:

Ventilación por sobrepresión Se obtiene insuflando aire a un local, al poner en sobrepresión interior respecto a la presión atmosférica. El aire fluye hacia el exterior por las aberturas destinadas a ello. A su paso el aire barre con los contaminantes interiores y deja el local lleno del aire puro.
Ventilación por depresión El ventilador extrae el aire del local en cuestión. Esto provoca que el espacio quede en depresión respecto de la presión atmosférica. El aire penetra desde afuera por una abertura generando una ventilación de iguales efectos que la anterior.
Ventilación ambiental o general El aire que entra en el local se difunde por todo el espacio interior antes de alcanzar la salida, pero tiene un inconveniente: que si existe algún contaminante, el aire de una ventilación general lo esparce por todo el local antes de ser captado hacia la salida.
Ventilación localizadaEl aire contaminado es captado en el mismo lugar donde se produce evitando su difusión por todo el local. Se logra con ayuda de una campana que abraza el foco de polución y  conduce directamente el aire capturado hacia el exterior.

Ventilación Mecánica Controlada

La VMC es un sistema frecuentemente utilizado para controlar el ambiente de viviendas, locales comerciales e incluso de edificios, permite introducir recursos para el ahorro de energía.

Es importante considerar que: los ventiladores deben situarse diametralmente opuestos a entradas de aire para que el caudal de ventilación atraviese la zona contaminada; los extractores se coloquen cerca de focos de contaminación para captar el aire nocivo antes de que se difunda por el lugar; se aleje el extractor de ventanas o puertas abiertas para que no entre de nuevo el aire expulsado.

Ventilación general

Para ventilar un local con ventilación general o ambiental primero debe considerarse el tipo de actividad de los ocupantes, ya que no es lo mismo una oficina a una cafetería.

La razón de ventilar los habitáculos humanos es la de proporcionar un ambiente higiénico y confortable a los ocupantes. Por tanto, se debe diluir olores, polvo y controlar la humedad. Una forma para ello es calcular el caudal de aire necesario con base al número de ocupantes y en razón a 7,5 litros por segundo y persona para los casos normales en los que no sea significada la polución provocada por elementos ajenos a los ocupantes.

Sin embargo, si es difícil prever el número de ocupantes, es mejor referirse a la función del local, y se recurre al cálculo basado en el número de renovaciones/hora, esto es, las veces que debe renovarse por hora todo el volumen de aire del local. Para su cálculo se determina, primero, el volumen del local (largo (L) por ancho (A) por alto (H), en caso de que sea paralelepípedo o tenga otra figura la ecuación es V (m³) = L x A x H (m)).

Se escoge luego el número N de renovaciones por hora, ­según sea la actividad desarrollada en el local y se multiplican ambos.

Caudal Q (m³/h) = V x N

EJEMPLO:
V = 15 x 5 x 3 = 225 m³
Como está permitido fumar se escogerá un número de renovaciones horarias de N = 10, resultando un caudal de: Q = 225 x 10 = 2.250 m³/h
Por lo tanto, si el local lo permite, decidiremos colocar 2 extractores de 1,200 m³/h cada uno en una pared, descargando directamente al exterior con dos o tres entradas de aire, bajas, en la pared opuesta, que cerraremos con persianas de lamas fijas antilluvia. A los extractores les colocaremos persianas de gravedad que se cierran automáticamente cuando se paran los aparatos, evitando la entrada de aire frío del exterior.

Ventilación localizada

Cuando se pueda identificar claramente el foco de contaminación el sistema más efectivo, y económico, es captar localmente la emisión nociva y para hacerlo se debe:

Identificar los puntos de producción del contaminante.Encerrarlos bajo una campana.Establecer una succión capaz de captar, arrastrar y trasladar el aire, que posiblemente estará cargado de partículas.Su misión es la atraer el aire con los contaminantes que contenga para trasladarlo al lugar de descarga.

Los principios de diseño son:

El caudal de captación varía aproximadamente con el cuadrado de la distancia, es decir, si la campana está a una distancia L del foco, necesitando un caudal Q para captarlo, si se aleja a una distancia 2L el caudal necesario será 4Q.

Cuando se trate de gases nocivos la campana debe colocarse de modo que se evacúe fuera del espacio de respiración de los operarios o usuarios.

La campana, o caperuza, que envuelva una máquina o equipo debe diseñarse de modo que las partículas a captar incidan dentro de su boca.

Siempre que sea posible, las boquillas de extracción deben tener brida, reduciendo así el caudal aproximadamente 25%.

———————————————————————————————————————————————————————-

Comentarios

Deja un comentario

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top